Al margen de la opinión, tendencia o criterio político que personalmente cada uno de nosotros tengamos, el posicionamiento oficial que defiende el partido en algunas cuestiones que se relacionan, no limitativas sino enunciativas, es el siguiente:
DEFINICIÓN
Somos un partido democrático y social, de ámbito nacional, en el que tienen cabida todas las personas con ideologías diversas, siempre que respeten la Constitución, los Estatutos de Autonomía, las leyes y el pluralismo político.
Nuestra ideología política es la socialdemocracia. Somos un partido del pueblo y para todo el pueblo, entendiendo como tal a toda la sociedad, sin discriminación por su raza, por sus ideas políticas, por sus ideas religiosas, por su procedencia, etc., pero teniendo siempre en cuenta que nuestra sensibilidad ha de estar más cerca del colectivo que da nombre a nuestro partido, por lo

general más desfavorecido y necesitado de apoyos, que de aquéllos que disponen de más recursos a todos los niveles. Deseamos hacer llegar a toda la sociedad nuestra voluntad reivindicativa y afán de servicio a favor del bienestar general, y el deseo de participar activamente en todas las cuestiones que afecten a todos los ciudadanos. Entendemos la política como una vocación de servicio a los demás y no como una meta profesional o un modo de situarse y de prosperar individualmente.
Los miembros de nuestro Partido que reciban cualquier tipo de pensión del Estado no percibirán retribución alguna por los cargos que puedan tener en el Partido o los trabajos que puedan realizar en él. El Partido ofrecerá a sus afiliados una absoluta transparencia de las cuentas y exigirá la justificación de los bienes patrimoniales de sus responsables en todas las circunstancias que lo requieran.
Estaremos en la política, porque no existe otra manera de defender los intereses de las personas en base a los principios del Partido. Queremos enriquecer la política con el espíritu vocacional que nunca debería de haber perdido, desterrando actitudes acomodaticias en busca de beneficio personal en cualquiera de sus formas.

OBJETIVOS SOCIALES
Entre muchísimos otros, lucharemos para conseguir unas pensiones dignas, al nivel de los países europeos
más avanzados.
Atención especial a las de orfandad, minusvalías y viudedad.
Eliminación del IRPF en las pensiones, por su evidente contradicción con su significado.
Regulación justa de los coeficientes correctores por prejubilaciones antes de los 65 años.
Replanteamiento de las pensiones vitalicias de los altos cargos.
Compatibilizar el poder efectuar pequeños trabajos retribuidos con la percepción de la pensión, con la finalidad de continuar siendo útiles a la sociedad.
Equiparación de los Autónomos al Régimen General de la SS.SS.

OBJETIVOS POLÍTICOS
Crear la estructura organizativa nacional suficiente para obtener la representación política necesaria para defender y llevar a término nuestros objetivos políticos, nuestros fines sociales y nuestro ideario, en todas las instituciones y centros de poder del Estado, de las Autonomías, Ayuntamientos, etc.
El Partido de los Pensionistas en Acción no considerará ninguna adhesión o alianza con otros Partidos que suponga compromisos vinculantes, ni obligaciones de voto de ninguna alternativa o propuesta. Nuestra posición estará en escuchar y estudiar las propuestas que presenten el Gobierno y los Partidos para dar nuestro apoyo a aquéllas que nos parezcan más convenientes para los ciudadanos y adecuadas a la situación. Votaremos, por tanto, a favor o en contra en base a un criterio independiente, según nos parezca de justicia y utilidad para las personas, instituciones, país, etc., según sea el caso, respetando nuestro principio democrático del voto individual y libre de cada representante.

FINANCIACIÓN
El Partido carece de patrimonio fundacional, por lo que los recursos para llevar a cabo sus objetivos serán los que provengan: de las cuotas de sus afiliados; de las subvenciones públicas reguladas por Ley; de las donaciones voluntarias de sus simpatizantes, en dinero o en especies, que se perciban de acuerdo con la Ley; de los rendimientos de las actividades propias del Partido y de la gestión de su patrimonio en su caso; de las herencias y legados; de las aportaciones de sus cargos públicos.

ASOCIACIONES DE MAYORES
Estaremos al lado de las Asociaciones de Mayores, de Viudas, de Huérfanos, de Pensionistas, de Coordinadoras, etc. por ser entidades muy valiosas para la sociedad, que aportan ideas, reivindicaciones, experiencia y un gran y estimable capital humano aprovechando el uso de camaras de vigilancia. Aspiramos a que todas ellas puedan conocer nuestra existencia e ideario y que sus afiliados dispongan de la independencia suficiente para otorgar su adhesión y su voto a nuestro Partido si nuestra propuesta les convence, les ilusiona o les motiva a ponernos a prueba.

AUTONOMÍAS
Las Autonomías son la forma de gobierno y de convivencia que nos hemos otorgado los españoles y que se regulan en la Constitución Española. El Partido las respeta y las defiende.

EDUCACIÓN
La educación debe ser pública y obligatoria hasta los 16 años en todo el territorio español. Los alumnos con aspiraciones y méritos académicos suficientes, según los casos, optarán a la Formación Profesional y a la Universidad de forma totalmente gratuitas. Se luchará para que se ofrezca una alternativa de Formación Profesional de calidad y adecuada a los trabajos y necesidades actuales.

LENGUA
La lengua oficial del Estado es el español. Todos los españoles tenemos la obligación y el deber de conocerlo. En las autonomías con lengua propia, esta será oficial, compartida con la del Estado en igualdad de condiciones. Todos los ciudadanos de estas comunidades tienen la obligación y el deber de conocer ambas lenguas y las comunidades la obligación de enseñarlas.

Los organismos públicos autonómicos, en sus comunicados, se dirigirán a todos los ciudadanos en ambas lenguas. Los funcionarios de las comunidades autónomas con lengua propia se esforzarán en el buen uso de las dos lenguas. La administración del Estado pondrá los medios que se requieran para la enseñanza correcta y suficiente de ambas a quienes tengan deficiencias en cualquiera de ellas para favorecer esa voluntad integradora.
En la enseñanza pública y pública concertada se incluirá el inglés como lengua de enseñanza obligatoria.

 

TRABAJADORES
Todos los trabajadores tienen derecho al trabajo y a un salario digno, equiparable a los países europeos más avanzados. Vigilaremos que desde las Administraciones se regulen las disposiciones y normas para su formación continuada necesaria para el desarrollo personal.

INMIGRACIÓN
Todos los humanos, desde el principio de los tiempos, somos y hemos sido inmigrantes. Todos los pueblos tienen el derecho de buscar horizontes mejores para ellos y para los suyos. Los inmigrantes tienen derechos y obligaciones. Deben integrarse en la sociedad que les acoge, con respeto y sin imposiciones. En el ámbito público deben respetar las leyes y los usos y costumbres de la sociedad de acogida, sin ninguna clase de presión o intento de imposición de la propia. En el ámbito privado tienen el derecho de usar y cultivar sus propias costumbres, siempre que estas se ajusten a las leyes del país o comunidad de residencia y que no ocasionen perjuicios directa o indirectamente a la sociedad.
Los poderes públicos velarán porque la inmigración sea legal, adoptando cuantas medidas estén a su alcance y de que esta tenga la cobertura sanitaria y educacional adecuadas.

SANIDAD
Todos los ciudadanos tienen derecho a la prestación de la sanidad gratuita y universal en todo el territorio nacional. Dada la limitación de los recursos, que obliga a reglamentaciones y prioridades, nuestra actuación será siempre la de luchar por un máximo de coberturas y la de conseguir de los presupuestos del Estado la mayor asignación para esta cobertura social. Potenciaremos las instalaciones sanitarias y, muy especialmente las residencias geriátricas para poder ser atendidos dignamente cuando uno no se pueda valer por si mismo. Nuestra política de residencias para gente mayor o discapacitada contempla prioritariamente las clases más desfavorecidas y por ello se promoverán en base a Entidades sin ánimo de lucro, donde los profesionales puedan desarrollar su vocación asistencial con una retribución y reconocimiento dignos.

JUSTICIA
Defenderemos la independencia de la Justicia de los poderes públicos. La designación de cargos y destinos de jueces y fiscales corresponderá al Consejo General del Poder Judicial, de acuerdo con su propia normativa, y no a los partidos políticos. No es admisible la politización de la Justicia bajo ningún concepto ni pretexto.
Lucharemos por modificar las leyes en el sentido de que estas se ajusten a las demandas sociales en relación con las penas y sanciones.
Nuestra sensibilidad está orientada a eliminar o reducir muy selectivamente la prescripción de los delitos graves. El paso del tiempo no puede ser, en ningún caso, un motivo eximente. Y en esta misma línea, queremos incidir también en el tema del rechazo de pruebas por defectos de forma o de obtención. Si los hay, que se castigue como corresponda esa obtención irregular pero, en ningún caso, que se eliminen o se prescinda de las pruebas si son concluyentes.
Manifestamos claramente nuestro rechazo a la pena de muerte por ser la vida un bien a proteger.

RELIGIÓN
Defendemos la libertad de religión y culto de todos los ciudadanos y la igualdad de derechos y obligaciones de todas las religiones democráticas. Ninguna religión tendrá preponderancia sobre otra y se autofinanciarán con las aportaciones de sus fieles. Podrán tener lugares propios para el culto y la oración en la forma que establezca la ley.
Habida cuenta de nuestra realidad social histórica y de la indudable e importante aportación a nuestra cultura de la Iglesia Católica, así como de las numerosas prestaciones existentes de las diferentes órdenes religiosas, en formación, escuelas, hospitales, residencias, fundaciones, centros de acogida, monumentos, museos, etc., entendemos que todos esos aspectos deberán considerarse, valorarse y compensarse adecuadamente, tanto por los aspectos de estricta justicia como por los de utilidad real que puedan suponer.

CORRUPCIÓN
Repudiamos toda clase de corrupción, y manifestamos que cuando ésta se produce en las esferas políticas, organismos o cargos públicos, aquellos cargos o políticos IMPUTADOS, deberán abandonar inmediatamente su cargo, su acta y su escaño, si es el caso. Así mismo deberán abandonar su cargo, por ética, cuando sobre ellos recaiga alguna duda, sospecha o investigación por corrupción o malversación de caudales públicos.
Propondremos un cambio en la legislación que establezca con todo rigor la obligación de restituir todo lo que se haya robado u obtenido ilegítimamente. Incluso con prórroga de condenas si cumplidos los plazos no se ha completado la restitución.

 

PROPIEDAD DE LOS ESCAÑOS Y ACTAS
El Partido ejercerá las acciones necesarias para conseguir los apoyos suficientes para cambiar las Leyes, en el sentido de que haya listas abiertas, y de que tanto el escaño como el acta del candidato electo sean propiedad del Partido y no de la persona, ya que es este el que lo designa para conseguir la representación. Sin el Partido el candidato no puede existir.

 

TODOS NUESTROS OBJETIVOS, PRESENTES Y FUTUROS, LOS CONSEGUIREMOS SI LOS PENSIONISTAS Y COLECTIVOS QUE DEFENDEMOS, DEPOSITAN SU CONFIANZA EN NUESTRO PARTIDO EN LOS PROCESOS ELECTORALES
Y MUCHO MÁS SI SE SUMAN A ESTE PROYECTO QUIENES TODAVÍA NO FORMAN PARTE DE ESE COLECTIVO PERO
SON CONSCIENTES DE QUE EL LEMA “NUESTRO PRESENTE ES VUESTRO FUTURO” TIENE SENTIDO Y VALE LA PENA